sábado, 7 de abril de 2012

Lobby de la industria farmacéutica en la politica Europa



 
La industria farmacéutica gastó 40 millones en hacer 'lobby' en Europa

 
El Global,  6 de abril de 2012
Bayer AG, MSD y GSK fueron las compañías que más invirtieron según el Registro Europeo de Transparencia

Patronales y consultoras engrosan el grupo de entidades que tratan de influir en la política comunitaria

 
La política comunitaria europea cuenta cada día con más componentes que la asemejan al modelo americano. Entre ellos destaca la posibilidad de emprender acciones de lobbying, para que los sectores económicos puedan influir en las políticas que emergen de las instituciones que gobiernan el continente. Un ejemplo de ello lo encontramos en la industria farmacéutica, que gasta anualmente (entre laboratorios, patronales y consultoras) unos 40 millones de euros en este concepto, según un informe de la Health Action International (HAI) y el Corporate Europe Observatory (CEO) sobre los datos del Registro Europeo de Transparencia.

 
Tal y como señala el estudio, son 23 las compañías que están inscritas en el Registro Europeo, en torno al 20 por ciento de las que forman parte de la patronal Efpia. El gasto aproximado que estas realizan cada ejercicio es de unos 18,9 millones de euros, aunque los autores advierten que la cifra es relativa si se tiene en cuenta que la inscripción es voluntaria en Europa y que se han identificado algunos desfases entre la cantidad declarada y la inversión real.

Al margen de esto, cabe señalar que entre los laboratorios que más dinero destinaron a hacer lobby destacan Bayer AG, con más de 2,5 millones de euros, Merck Sharp & Dhome con 900.000 y GlaxoSmithKline, que declaró un gasto de unos 825.000 euros a durante el ejercicio 2011. Por detrás quedaron compañías como Pfizer (700.000 euros), Novartis (700.000 euros), Genzyme (600.000 euros), Amgen (550.000 euros), AstraZeneca (500.000 euros) y Bayer Healthcare (500.000 euros), que completaron el top ten de las firmas que más invirtieron en influir en la política europea y que gastan grandes sumas en hacer lo mismo en EEUU.

 

 
Patronales

 
Para acompañar la labor de las compañías en Europa, existen además 22 patronales que apuntadas en el Registro de Transparencia que realizaron un gasto declarado de 2,3 millones de euros, entre las que se encuentra la Federación Europea de Asociaciones de la Industria Farmacéutica (EFPIA), que ha declarado un gasto de 571.900 euros durante 2011.

 
Junto a esta, aparecen inscritas la Asociación de la Industria del Autocuidado (150.000 euros), la asociación de Fabricantes Europeos de Vacunas (150.000), la asociación de Empresas Biofarmacéuticas Europeas (150.000 euros), la Asociación Europea de Medicamentos Genéricos (100.000 euros), la Alianza Europea por un Cuidado de la Salud Coste-Efectivo (100.000 euros), la Confederación Europea de Emprendedores Farmacéuticos (100.000 euros) y la Asociación de Terapias de Plasma y Proteínas (50.000 euros).

 
Asimismo, existe un grupo de 24 consultoras que hacen lobby en la UE en favor de la industria farmacéutica y que según los datos incluidos en el Registro Europeo habrían gastado más de 19 millones de euros. Destacan firmas como Burson-Marsteller, con un gasto estimado en 1,6 millones de euros en acciones para clientes como Bayer Schering, Pfizer, Johnson & Johnson, Novartis, Lilly, Celgene, NovoNordisk, AstraZeneca, Amgen, BMS o Genzyme. Otras entidades destacadas fueron Hill & Knowlton International Belgium o Fleishman-Hillard.

 
Derecho a influir en la UE

 
El hecho de que el sector privado trate de influir en la toma decisiones políticas genera recelos en algunos sectores de la población, por lo que tanto Efpia como algunas compañías han querido zanjar la controversia justificando el valor de estas acciones.

 
Así, la patronal emitió un comunicado en el que defiende su derecho "democrático" a defender sus intereses en el marco europeo. "Es parte de nuestro trabajo. El sector farmacéutico está muy regulado y sería extraño que no intentáramos influir en esa legislación. A pesar de eso, los actores que tratan de influir deben ser transparentes no solo en las cifras, sino en las intenciones que tienen", decía la nota.

 
En esta misma línea, fuentes de Bayer señalaron la "legitimidad" de las acciones de lobby para trasladar a las autoridades las posiciones políticas de la industria, a la vez que apoyaron el Registro de Transparencia, el cual tratan de cumplir estrictamente, y animaron a otras compañías y organizaciones a suscribirlo.

 
Por su parte, Novartis considera que el sentido de estas acciones está en "facilitar a los decisores políticos su labor" y admitió que su compromiso con la transparencia le ha valido el ser considerada como una de las compañías que trasladan mayor confianza en el seno de la UE. Asimismo, reveló su contribución a la elaboración de un documento sobre "Ética y transparencia para la industria farmacéutica" que emitirá próximamente la Comisión Europea.

 
http://bit.ly/HvDC7r