martes, 19 de mayo de 2015

“La salud no puede estar regulada por las reglas del mercado”, afirmó el Ministro Gollán ante la OMS


 
MINSA, 19 de mayo de 2015

Asamblea Mundial en Ginebra

Denunció el “devastador impacto” para los sistemas nacionales de salud del financiamiento de los medicamentos de alto costo y baja frecuencia; destacó el valor social de la vacunación y expresó su preocupación por la epidemia de sobrepeso y obesidad. 

 

El ministro de Salud de la Nación, Daniel Gollan, sostuvo hoy ante la 68º Asamblea Mundial de la Organización Mundial de la Salud (OMS) reunida en Ginebra que “la salud es un derecho humano esencial y por lo tanto no puede ni debe estar regulada por las reglas del mercado”, en referencia “al devastador impacto” que tiene la financiación de medicamentos de alto costo, “particularmente los biotecnológicos,  para los sistemas nacionales de salud”.

 

“Es necesario hallar mecanismos regulatorios y de financiación de la investigación, el desarrollo y producción de nuevos fármacos que posibiliten precios razonables para poder cumplir el objetivo del acceso universal”, puntualizó ante los representantes de los 194 países miembros de la OMS que asisten a la asamblea.

 
El titular de la cartera sanitaria nacional precisó que “herramientas eficaces” como los fondos rotatorios y estratégicos “están ayudando a resolver problemas de accesibilidad a medicamentos”, pero advirtió que se trata de una problemática “de alcance regional y mundial”  y remarcó que “si estos procesos continúan desarrollándose bajo la lógica del mercado y de una altísima tasa de rentabilidad, será imposible conseguir” el objetivo del acceso universal a la salud.
 
Durante su intervención en la Asamblea, Gollan destacó el papel de la OMS en el “liderazgo del plan mundial de vacunación” y aseguró que Argentina cree “en el valor sanitario y social que representa contar con un calendario oficial de vacunación completo y accesible para toda la población sin barreras de ningún tipo”.
 
En efecto, Argentina cuenta con un Calendario Nacional de Vacunación que este año incorporó la vacuna número 19, gratuita y obligatoria para toda la población. Trece de las 19 vacunas se agregaron en la última década, puntualizó.
 
El tercero de los ejes en los que Gollan centró su intervención ante la OMS, se refirió al rol central de las Enfermedades Crónicas No Transmisibles y su impacto en la salud.

 
“Nos encontramos preocupados por la epidemia de sobrepeso y obesidad que afecta crecientemente a nuestras poblaciones y en particular a nuestros niños y adolescentes, condicionando la salud de las generaciones actuales y futuras”, sostuvo el ministro al explicar que Argentina “avanzó fuertemente en la adopción de medidas tendientes a reducir la obesidad y otros factores de riesgo desde la promoción y prevención”.


Tras considerar “imprescindible una acción activa y permanente de los Estados como reguladores y promotores de entornos saludables para el mejor vivir”, el ministro advirtió que “no se debe dejar esta seria problemática sanitaria librada únicamente al arbitrio de las conductas individuales y estilos de vida de la población”.

 
Explicó que el Ministerio de Salud de la Nación argentino creó una Comisión Nacional Asesora de Prevención y Control de las Enfermedades Crónicas No Transmisibles con la participación de todos los actores involucrados tanto gubernamentales y no gubernamentales, En este sentido precisó que producto de ello se avanzó en la reducción del consumo de sal y que en Argentina “todos los alimentos procesados son libres de grasas trans”. Las dos primeras políticas están contenidas en sendas leyes nacionales, mientras que la tercera forma parte del Código Alimentario Argentino (CAA).


Gollan destacó los progresos alcanzados en el proceso de reforma de la OMS y consideró “esencial” que éste se centre en el “fortalecimiento” del carácter intergubernamental y que “los cambios respondan a las políticas y decisiones consensuadas por los Estados miembro”.

 El ministro agradeció al presidente de la 68º Asamblea Mundial de la OMS y a su directora, Margaret Chan, el apoyo recibido por la Argentina para avanzar en al conducción del proceso de formalización del marco para la colaboración con agentes no estatales con esa organización.


Confió en que esta Asamblea Mundial represente el “contexto necesario para que entre todos logremos el cierre de un documento rector, cuya definición ya ha insumido demasiado tiempo y recursos”.


La Asamblea Mundial es el órgano decisorio supremo de la Organización Mundial de la Salud que reúne una vez por año –esta vez del 18 al 26 de mayo- a delegaciones de sus 194 Estados Miembros. Su función principal es determinar las políticas de la Organización, supervisar las políticas financieras, y revisar y adoptar el programa de presupuesto propuesto.