miércoles, 1 de febrero de 2012

Un buscador de efectos adversos en internet




Un buscador de efectos secundarios

ELMUNDO.es miércoles 01/02/2012


http://www.elmundo.es/elmundosalud/2012/01/31/noticias/1328036836.html


Dos páginas lanzadas en 2011 han abierto nuevas posibilidades a los pacientes (y sus médicos) que quieren reunir toda la información disponible sobre su tratamiento. Las páginas ordenan y hacen accesible información clave de la FDA.


Los fabricantes de fármacos y de dispositivos médicos tienen la obligación de informar de los problemas que registren en la llamada fase IV, la que se desarrolla una vez el medicamento está en el mercado. En el caso de los pacientes es voluntario. En 2010, según los datos publicados por 'The Wall Street Journal', hubo 759.000 notificaciones de fármacos y 238.000 de dispositivos.


La FDA recopila esta información, pero la falta de referencias claras y unívocas en la base de datos y el sistema de divulgación de las alertas complica el rastreo de la base de datos a los usuarios no especializados. A menudo, además, las enfermedades, los medicamentos (tanto el nombre comercial como el principio activo) y las dosis tienen errores ortográficos.


Adverse Events ha desarrollado un algoritmo que limpia los registros y facilita el acceso a la información a través de una sencilla búsqueda. De esta forma, 200.000 nombres de medicamentos se redujeron a 4.500. El servicio básico es gratuito y el acceso a informe completos costará 10 dólares al mes. La base de datos comprende miles de enfermedades y efectos secundarios desde 2004.


Clarimed ofrece un servicio similar, pero especializado en dispositivos médicos. La página reúne información sobre efectos adversos de 125.000 dispositivos médicos como marcapasos o 'stent'.


Las dos compañías se presentan como una nueva generación de servicios para el paciente informado.


"La mejor manera de producir mejoras en la calidad [de los tratamientos] es hacer las cosas cristalinas y tan transparentes como sea posible", dice al diario económico Nora Illuri, de Clarimed.